Clicky

Los principios del Pilates para beneficiar el organismo

principios del pilatesEl Pilates es una línea de ejercitación que beneficia el organismo profundamente, poniendo en funcionamiento cada una de las partes del cuerpo y favoreciendo su calidad. La manera en que lo logra es mediante sus principios o bases, que son el punto de partida de esta disciplina.

Por eso el Pilates original, no es en sí una actividad aeróbica, pero sus cualidades favorecen la fortificación del sistema óseo y trabajan los grupos musculares de manera particular.

Respiración

De acuerdo a los principios desarrollados por Joseph Pilates, el cuerpo debe beneficiarse con la mayor circulación posible. En consecuencia, esta bonanza va ser mayor con una mayor carga de oxígeno en el flujo sanguíneo. Y esto se consigue con una respiración profunda y efectiva.

Por eso, se desarrolla asiduamente la mayor capacidad pulmonar, en base a una respiración intercostal. En éstas se presta particular atención a cómo se amplían las costillas al inhalar y en la observación del movimiento del centro del poder al exhalar. Mantienen todo momento un ritmo lento y continuo, que potencia los beneficios de toda la ejercitación.

Concentración

Se puede decir que en la actualidad no estamos acostumbrados a escuchar lo que pasa en nuestro cuerpo. De hecho, lo ignoramos ampliamente. El principio de concentración en el Pilates, trabaja bajo la premisa de enfocar la concentración para entender y prevenir lo que sucede en el organismo.

Por lo tanto, los movimientos son controlados y flexibles, en una serie de pasos que hacen crecer la conciencia sobre las propias capacidades, los desafíos posibles y hasta donde es posible y hasta donde es posible que llegue el cuerpo.

Centro de energía

La parte central del cuerpo compuesta por el abdomen, la zona baja, y las caderas, son el centro de energía. Y es esta zona la que continuamente se ejercita en la práctica del Pilates. De hecho, es uno de sus puntos de partida.

Cuando esta zona está fortalecida, el cuerpo tiene mayor libertad de movimiento y además conserva mucho más energía. Sale de esta zona y se extiende hacia cada una de las extremidades. Es el gran núcleo de energía y fuerza vital.

Control en el Pilates

Este es un factor relacionado directamente con la concentración. Se trata de controlar lo que sucede a nivel muscular y en consecuencia se mantienen alineados todos los movimientos del cuerpo.

En el Pilates se desarrolla todo tiempo el control, y no hay lugar para dejar nada al azar. Es la manera de lograr que se ejerciten zonas del cuerpo, incluso las que son difíciles de coordinar.